AOVE para resaltar la belleza hero asset

13/05/2020

AOVE PARA RESALTAR LA BELLEZA

Por sus propiedades antioxidantes, hidratantes y emolientes el aceite de oliva es un aliado perfecto de la cosmética.
El aceite de oliva virgen extra (AOVE) es el producto estrella de la dieta mediterránea. Pero, además de los beneficios derivados de su consumo (reducción del colesterol, mejora de la circulación y refuerzo del sistema inmunológico, etc.) este producto también aporta múltiples ventajas como “ingrediente” cosmético.
Fueron los fenicios los primeros en descubrir el poder hidratante que tenía y los que le pusieron el sobrenombre de oro líquido. “En los baños romanos y termas griegas, mucho antes de la existencia del jabón, utilizaban aceites aromatizados como productos de limpieza. Primero se aplicaban un masaje con un aceite y arrastraban la suciedad con un cepillo, después se bañaban y terminaban dándose otro masaje con otro aceite”, comenta Andrés Jiménez de Notaliv Natural Cosmétics.
“Además, tal y como indica su Monografía de la Real Farmacopea Española, el aceite de oliva es una materia prima emoliente que tiene propiedades antiinflamatorias sobre la piel”, añade Andrés Jiménez. Es precisamente esa característica emoliente lo que hizo que la Antigüedad fuera utilizado como base de ungüentos y fórmulas magistrales.

  

  
    Imagen de aplicación de aceite de oliva

Combatiendo el envejecimiento

En la actualidad se ha demostrado que el AOVE contiene principios antioxidantes e hidratantes que previenen el envejecimiento, por lo que es muy valorado en formulaciones cosméticas. Su efecto antioxidante proviene de la gran cantidad de polifenoles que contiene. Además, gracias a la vitamina E y carotenos el AOVE también tiene un efecto hidratante y ayuda a luchar contra el envejecimiento de la piel ya que la protege frente a los radicales libres. “Los polifenoles del aceite de oliva contribuyen a la protección de los lípidos de la sangre frente al daño oxidativo”, aseguran desde Aceites García de la Cruz. Y añaden: “Además la absorción de la vitamina E por la piel es muy elevada, lo que ayuda también a atrapar de manera más efectiva los radicales libres”, causantes del envejecimiento de la piel.

Aplicaciones en la cosmética

Todos estos activos antioxidantes son los que han provocado que el AOVE sea muy recomendable a la hora de formular productos cosméticos que protejan la integridad de la piel y el cabello de procesos oxidativos. Si hablamos de productos cosméticos, no hay duda que son los dedicados a limpieza de la piel, hidratación y antienvejecimiento en los que al aceite de oliva se le puede sacar todo el partido. “Sus antioxidantes y polifenoles preservan la integridad de la piel y mucosas, además de lubricarlas e hidratarlas”, comenta Andrés Jiménez de Notaliv. “Así, por ejemplo, en nuestra agua micelar, el aceite actúa como arrastre de la suciedad. Pero, además, al penetrar fácilmente en la piel, aporta lubricidad, hidratación y una buena dosis de antioxidantes naturales. Todo esto atenúa el desgaste que sufre el cutis por llevar una capa de maquillaje durante horas.”
Por su parte, Aceites García de la Cruz cuenta con Olea una marca de productos naturales, sin tratamientos químicos ni aditivos que aprovecha al máximo los beneficios del aceite de oliva en sus jabones, geles, cremas y bálsamo de labios.
La World Olive Oil Exhibition, el encuentro mundial del aceite de oliva, que se celebrará en Madrid el 24 y el 25 de marzo de 2021, acogerá algunas de las marcas cosméticas que han utilizado el AOVE como el eje principal de sus productos