Carbón negro escape veraniego hero asset

29/05/2019

CARBÓN NEGRO, ESCAPE VERANIEGO

Si aún no lo conoces debes saber que es uno de los sitios del momento. Ubicado en la céntrica calle madrileña de Juan Bravo, Carbón Negro es el restaurante del chef Gonzalo Armas.

  

  
    Imagen interior del restaurante Carbón Negro
Este espacio enorme y acogedor con grandes cristaleras a la calle está especializado en cocina a la brasa y una carta por la que pasan productos de primera calidad. El resultado son platos tradicionales derivados de la cocina española y contemporánea aderezados con cócteles de Carlos Moren.
Formado en la prestigiosa escuela de Luis Irizar en San Sebastián, Gonzalo Armas trabajó un tiempo de la mano de maestros como Subijana y Arzak. Tras embarcarse en diferentes proyectos en Londres y Nueva York, volvió a Madrid tras la batuta de Pedro Olmedo y Pablo Escribano en el Hotel Santo Mauro, donde permaneció tres años perfeccionando su técnica en el tratamiento de carnes de caza y guisos tradicionales.
Posteriormente, formó parte del equipo de NODO y de Goizeko Wellington, donde trabajó junto a David Marcano. En 2011 cuando llegó al restaurante Filandón, lugar en el que, durante seis años, depuró la técnica de la cocina a la brasa. Nuestro chef ejecutivo es un gran experto en cocina a la brasa y en el tratamiento del producto de temporada. Se formó en la prestigiosa escuela de Luis Irizar en San Sebastián, realizando las prácticas en grandes cocinas vascas de la mano de maestros como Subijana y Arzak.

  

  
    Imagen interior del restaurante Carbón Negro
Tras embarcarse en diferentes proyectos en Londres y Nueva York, volvió a Madrid, a las cocinas de Pedro Olmedo y Pablo Escribano en el Hotel Santo Mauro, donde permaneció tres años perfeccionando su técnica en el tratamiento de carnes de caza y guisos tradicionales.
Posteriormente, formó parte del equipo de NODO y de Goizeko Wellington, donde trabajó junto a David Marcano. Y fue, en 2011 cuando llegó al restaurante Filandón, lugar en el que, durante seis años, depuró la técnica de la cocina a la brasa.
De cara a los meses de verano, toma nota para reservar en su terraza. Te recordará a una casa de campo y te sentirás como en casa, gracias a los colores cálidos que le rodean. Y otra buena noticia: aunque la carne a la brasa es la gran protagonista tendrás opciones de pescado y verdura.