Arte sonoro español hero asset

24 /11 / 2016

EL ARTE SONORO ESPAÑOL SE CUELGA EN LA PARED

Sin hacer demasiado ruido, el arte sonoro español ha viajado durante las últimas cuatro décadas soterrado bajo el dominio de lo que se puede ver con los ojos.
El discurso oficial del arte contemporáneo relegó esta disciplina a la sala de lo anecdótico por no saber muy bien qué hacer con él, dónde colgarlo y qué precio ponerle.
Ahora la Fundación Juan March de Madrid le dedica una gran exposición para hacerle justicia, Escuchar con los ojos.
Arte sonoro en España (1961-2016) establece las coordenadas de una disciplina creativa fundamental para entender el devenir estético de nuestras últimas cuatro décadas.
Escuchar con los ojos viaja desde piezas clásicas de Isidoro Valcárcel Medina hasta las producciones más contemporáneas de Mikel Arce o Esther Mañas. Recoge piezas fundamentales como los Grifos Sonoros (1974) de LUGAN, activo a día de hoy, o la influencia y trabajo de colectivos como el Centro de Cálculo de la Complutense con el que Sempere mantuvo una estrecha relación y la revista Sonda en la que empieza a publicarse el trabajo del colectivo Zaj o portadas de Zóbel.
También hay una parada técnica durante el recorrido para Los Encuentros de Pamplona, tan determinantes para aquel grupo de jóvenes artistas en los 70 con sed de nuevas sensibilidades. Entre otros, durante aquellos encuentros pasó el gran artista norteamericano Jhon Cage para inspiración de los jóvenes españoles que en aquel momento trabajaban con el sonido como materia artística. Una gran invitación y oportunidad para escuchar con los ojos.