Heart Ibiza hero asset

20 /07 / 2016

UNA EXPERIENCIA QUE ENAMORA, HEART IBIZA

Sabemos que es verano y que esta época pertenece a Ibiza.
Durante estos tres meses sus playas son el escenario del lujo, la gastronomía exclusiva y la música incesante, dónde las noches se vuelven igual de largas que los días.
Color, Saber, Verano, Espectáculo….son palabras que seguramente se te vengan a la cabeza cuando te hablemos de Heart Ibiza.
Con poco más de un año de vida, Heart Ibiza, nace de la unión empresarial y personal de los hermanos Adriá con el fundador del Cirque du Soleil, Guy Laliberté.
Según propias declaraciones del exitoso empresario francés se trata de un concepto multisensorial donde se combina el entretenimiento cultural con el musical, artístico y gastronómico para adultos.
Tres ambientes distintos repartidos en 3.600 kilómetros en el Ibiza Gran Hotel del Paseo Marítimo de Eivissa. Primero degustaremos el aperitivo en la Terraza, con vistas a Dalt Vila, dónde elegiremos los platos y vinos de los que disfrutaremos más adelante.
A esta terraza puede acceder cualquiera que pague la entrada a este espacio donde podrá disfrutar de la comida que se vende en los distintos puestos que hay en modo Street Food con performances y música en directo.
El segundo ambiente es el restaurante, Heart Supper, con capacidad para 150 clientes, donde se combinan platos de distintas temáticas, evitando así el típico menú degustación propio de los restaurantes más exclusivos y creados con la intención de ser compartidos. Quieren ofertar una experiencia de lo más especial y personalizada, de hecho, testan cada mesa para saber el grado de hambre que tienen los comensales y así poder aconsejarles de la mejor forma.
Sólo nos ponen una condición y es que el gasto mínimo en Supper debe ser de al menos 150 euros.
Tras hacer disfrutar a nuestro paladar es hora de hacer la digestión y que mejor manera que con un Gin Tonic. Y es que tras el postre el Heart Supper sufre la transformación en un club nocturno con performances y música en directo abierto hasta que el cuerpo aguante.
IBIZA IS CALLING…!